domingo, 4 de diciembre de 2016

PUENTE VIEJO DE ARCE-ORUÑA.Cantabria

PUENTE VIEJO ENTRE ORUÑA DE PIÉLAGOS Y ARCE SOBRE EL RÍO PAS. Cantabria

N-611 PK 196,600


Se encuentra situado en la vieja carretera nacional N-611 que conecta Venta de Baños con Santander. Se trata del antiguo Camino Real de Reinosa al puerto de Santander, promovido por el ilustrado Marques de la Ensenada en tiempos del reinado de Fernando VI con la intención de facilitar el comercio de lanas y harinas castellanas hacia el exterior, a través del puerto cántabro. Esta vía -concluida en 1.753-  está considerada la primera calzada de importancia construida en la península según los nuevas técnicas ingenieriles que llegaban del exterior y en algunos tramos se formó sobre la antiquísima vía romana que desde Dessobriga (Melgar de Fernamental) en la Meseta Norte, accedía al Cantábrico en  Portus Blendium (Suances) y Portus Victoriae Iulobrigensium (Santander); otros tramos ya se reformaron en época de los Austrias, como es el caso de nos ocupa. Precisamente, en los últimos kilómetros camino de la capital cántabra, se encuentra el viejo puente sobre el río Pas que une los pueblucos de Oruña y Arce, también conocido como Puente Arce, ambas localidades pertenecientes al municipio montañés de Piélagos.

Hasta 1.963, fecha en la que se construye un nuevo puente, era el único punto para vadear el río Pas en el amplio tránsito de viajeros y mercancías a través de la nacional N-611. Se entiende que desde tiempo inmemorial existiría algún puente de madera o de fábrica de origen romano, pues fueron los que diseñaron esta vía. En virtud de las frecuentes y violentas riadas en la zona, cabe pensar que se habrán construido y reconstruido diferentes puentes a lo largo de los siglos, de los cuales, no hay constancia, hasta el siglo XVI en que se decide acometer una nueva rehabilitación, esta vez documentada.

En tiempos de Felipe II se acepta licitar una obra para reparar el puente y tras varias subastas parece que el remate de la obra lo consigue el maestro cantero Bartolomé de la Hermosa, natural de la villa de Liérganes, en la Comarca de Trasmiera, cuna de multitud de canteros que trabajaron por toda la Península. Parece que en última plica, donde acude Bartolomé en unión de otros compadres trasmeranos, como Lope de Arredondo y Diego de Sisniega, se evalúa la obra en 6.000 ducados aportando proyecto y trazas el 1 de noviembre de 1.585. La obra se hace lentamente y hay que arreglar desperfectos de otras riadas recientes, así, en septiembre de 1.590 se dan como terminados 4 arcos y se inicia el gran arco central. En 1.596 una nueva embestida de las aguas destruye parte de la obra hecha (un arco y dos pilas) y se inicia nueva traza y condiciones que acepta el propio Bartolomé por la suma de 1.550 ducados, comprometiéndose a finalizar las obras en seis meses.  Posteriormente, cedió la obra a otro colega trasmerano llamado Francisco de Haza, natural de Pontones, que terminó el puente.  

Resulta curioso el sistema montañés de la época para subastar las contratas de las obras públicas en un acto ciertamente solemne del que nos ha llegado un texto referido a la subasta o puja para este puente y que probablemente se adjudicaron los citados alarifes trasmeranos; se le llamaba "subasta a la candela" porque su duración coincidía con la vida de una vela hasta que se apagara y dice así su fórmula: [...] Se asigna el día de Todos los Santos, desde las seis horas después del mediodía hasta la tarde del mismo día. Y una vez pregonadas y leídas las condiciones y mostrada la traza, publicándose por voz de pregonero público, se encenderá una candelita (media) o un pedazo para que añada mayor fe. Mejor tomar juramento formal, sobre una señal de la Cruz, de los señores maestros de cantería. Y habiendo hecho sus manos la señal de la cruz jurarán por Dios, por San Damián con palabras de los Santos Evangelios, que bien fielmente harán las trazas y condiciones como más convenga a la fortaleza y bondad de la obra. En su juramento dirían: Sí, juro. Y amén que lo harán[...].

También Juan José Arenas apunta en su libro "Caminos en el aire", la posible construcción de esta obra civil entre los años 1.585 y 1.595 y señala otros puentes de esta calzada real, como el de Cartes sobre el río Besaya, levantado por las mismas fechas que el nuestro, o el de Reinosa, sobre el río Ebro, con una importante reparación unos años antes,  concretamente en 1.561, y otras ya en el siglo XVII. 

Se ignoran otras intervenciones posteriores aunque cabe pensar que debido a las violentas avenidas de este río se producirían en los siguientes siglos diferentes daños que habría que reparar, especialmente, como dije, cuando se potencia esta calzada como Camino Real a partir de la llegada de la nueva dinastía de los Borbones, especialmente a partir de la segunda mitad del siglo XVIII.

Características actuales de la obra: Se trata de una obra realizada en tiempos del barroco primitivo aunque no guarda estilo de época, como tampoco renacentista pues es obra pontonera sobria y rústica, aunque sólida. Tiene una longitud aproximada a los 106 metros y una altura sobre láminas de aguas que ronda los 10 metros.

La fábrica es de piedra caliza, labrada con esmero, en sillares de variado volumen, originariamente a hueso, aunque actualmente se aprecia mortero sobre un llagado acentuado con el tiempo; también menudea el sillarejo y la mampostería. Amplios paramentos hasta tímpanos y largos estribos bien amurallados para protegerse de crecidas, todo ello con exceso de líquenes y hongos sobre piedras, incluso eflorescencias que deberían eliminar en una próxima intervención de mantenimiento.


Consta de 5 vanos, dos sobre cauce habitual, otros dos en la terraza fluvial y uno extremo semienterrado, todos ellos en arco de medio punto, aunque al estar enterrados sus arranques en lodos y arenas, algunos vanos  parecen rebajados. Sus luces aproximadas son de 24+21+15+12+9,15 metros. Pilas con una anchura que oscila entre los 6,60 metros para los arcos de mayor luz y otras de 4,50 metros para los arcos más angostos. Aguas arriba mantiene cuatro potentes tajamares ligeramente ahusados, con hiladas escalonadas, muy retocados por diferentes rehabilitaciones (punteras en basas de hormigón); el soporte aguas abajo se logra por cuatro estrechos espolones cuadrangulares, a modo de contrafuertes, realizados con buena sillería. Bóvedas de intradós bien formadas aunque tienen exceso de costras de cales, sales y otros componentes minerales, producto de las consabidas filtraciones. Buen trabajo en boquillas con dovelas bien trabajadas y ensambladas. Perfil de plataforma ligeramente inclinado a partir de la clave del segundo arco (desde margen derecho aguas arriba) y con calzada aproximada a los 3,50 metros de ancho con descansaderos aprovechando el cenit de espolones-tajamares con altos y gruesos  pretiles de piedra  con un ancho de 40 centímetros en cada canto del tablero,  sin aceras peatonales y cubierta con varios recrecidos de asfalto pues era la carretera nacional ya mencionada aunque ahora queda reducido su uso para circulación local con matrícula CA-320 permitiéndose el tráfico de vehículos hasta MMA de 10 toneladas aunque con preferencia de paso cambiando  dirección por su angostura. 

Se encuentra en buen estado de conservación, bien imbricado en un soto fluvial de recreo donde existe un panel informativo breve sobre la historia del puente así como señalización viaria para acceder a él. Hasta dispone de pequeños aparcamientos en la zona y existe una cercana oferta hostelera. Esta obra pontonera es uno de los monumentos más señalados de Cantabria así como símbolo y emblema de estas localidades y del municipio de Piélagos, figurando en su blasón. Está considerada BIC (Bien de Interés Cultural) desde 1.985.

Para saber más: El artículo de María Luisa Ruíz Bedía y Manuel de Jesús Clemente titulado "Ojos en los caminos del Pas y el Pisueña" publicado en la ROP del año 2.008 tomo 3492.Caminos en el Aire: Los puentes, obra de Juan José Arenas de Pablo, publicada en el año 2.002 por el CICCP, pág. 27 y 332. Para conocer algunos maestros canteros intervinientes en la obra y planos he consultado el libro "Artistas cántabros de la Edad Moderna" de María del Carmen González Echegaray et al. en edición de la Institución Mazarrasa-Universidad de Cantabria, Año 1.991. Existe texto y fotos en la web de  Biodiversidad VirtualPara conocer este puente así como otros del propio camino real de Reinosa a Santander ver artículo de Luis Solera Selvi en la revista del Ministerio de Fomento nº 666 de noviembre 2.016 bajo el título "Rebosante de historia" donde se trata este camino real así como la nacional N-611. También se hace referencia al puente y a la carretera en los artículos que escribí para la revista Solo Camión en los números 254 y 255 de abril y mayo de 2.011.

Cómo llegar: Se encuentra en el PK 196,600 de la que antes era la carretera nacional N-611 entre Oruña de Piélagos y Puente Arce y es visible desde el puente nuevo. La vía rápida es la A-67 (Palencia-Santander) donde tomaremos la salida 193 para continuar por la provincial CA-232 prácticamente hasta llegar al puente.

Bien, ahí estuvo el Quirce varias veces  y así lo cuenta. Salud y buena ruta a lectores, curiosos y viajeros impenitentes.




Vieja fotografía realizada antes de la urbanización del soto, tomada de la revista MOPU número 345 de julio-agosto de 1.987








Tanda de fotos realizadas el 27.08.2010


Foto de una crecida en marzo de 2.013






Tanda de fotos del tablero realizadas el 10.09.2013



Dos fotos sin fecha tomadas de Internet.





Planos alzado y planta del puente de fecha 1.585 en el que firman como intervinientes del proyecto y dando su conformidad Diego de Sisniaga, Lope de Arredondo, Pedro de la Torre Bueras, Francisco de la Haza y Rodrigo de la Puente. (Archivo Municipal de Santander)




Ilustración de Antonio Aragüez Vela para la revista MOPU de julio-agosto de 1.987


PUENTE NUEVO


Foto de fecha 27.08.2010





Tanda de fotos de fecha 04.08.2013


Cauce del río en agosto de 2.010



 Oruña de Piélagos y señalización de destinos y distancias cerca del puente nuevo.



No hay comentarios :

Publicar un comentario